La palabra, nuestro bien más preciado.

La palabra, nuestro bien más preciado.

Las palabras. Qué poco pensamos en ellas como tal y cuanto las utilizamos. Que invento mas importante del ser humano para intentar comprender el mundo. Una palabra lo es todo y puede ser nada. Compuestas por letras, que en nuestro abecedario no superan las 28, una palabra puede darte la razón o la cordura, o bien puede enviarte a la cárcel. Por las palabras existe el amor y el teatro, el cine y la poesía, la celebración y la eternidad. Existen infinitos tipos, con muchas entonaciones, algunas indescriptibles e impronunciables para un occidental, pero ahí están, con su significado, llenando de sentido o amargura el mundo.

Hay palabras que son mercados y arruinan o hacen de oro a gente que cree o deja de creer en ellas. Son raras y evasivas como «interés» o la «ambición». Son animales, tipos de piedra, árboles, sensaciones, recuerdos, gadgets, lugares…

Existen palabras raras que empiezan por la «m», como «micuré» o «machucadura». O por la «p»: «procastinar», «Pachulí», «pulgarada»…

Infinitas palabras como infinito es el pensamiento o la imaginación. Sed libres de utilizarlas, crearlas o modificarlas, pero conservadlas y cuidadlas como el más preciado tesoro, porque sin ellas, serías nadie. Serías nada.

Tened algo claro: vuestra casa, vuestro coche, vuestra cartera, incluso vuestra pareja, es algo que alguien os puede robar o que podéis perder, pero en cambio existen palabras como libertad, humildad, lealtad, fidelidad, … que nadie os podrá arrebatar de vuestro interior jamás. ¿Y que son? ¡palabras!

Las palabras tienen vida y a veces cuesta sonreírlas. Otras veces lloras de risa con ellas. Pueden ser una bella mujer con un ceñido y despampanante vestido rojo, vertiginosos tacones y cuidada melena castaña o puede ser un foráneo ermitaño que esconde secretos milenarios sobre la vida en nuestro planeta. Las palabras son nuestros padres y ellos son los que nos enseñan a dar nuestros primeros pasos en el maravilloso e infinito mundo de la comunicación. Recibimos una palabra a la que responderemos de por vida, nuestro nombre. Actuaremos en base a unos principios representados por palabras y nos dedicaremos a una profesión que no es otra cosa que una palabra que lleva implícitas otras cuantas, pero, al fin y al cabo, ¿qué son? ¡palabras!

 Estudiadlas, mimadlas y escribidlas bien. Aunque tengáis que ir rápido porque así lo exige el guión, vestidlas despacio y llegaréis antes. ¿Os imagináis que ellas os definieran mal? ¿Os imagináis que tienen que resumir vuestra vida y se equivocan de palabra? No hagáis lo mismo con ellas, porque les debemos mucho y por eso debemos cuidarlas, para que estén guapas y nadie las confunda entre la multitud. Porque tienen mucha historia y algunas muchos siglos. Para que puedan seguir contando lo que nos pasa, respetémoslas.

Gracias palabras por darnos libertad y poder. Gracias por no dejar que solo os utilicen unos pocos o que las armas os callen. Gracias por no dejaros seducir por estar arriba y conservar vuestra humildad. Gracias por el pan de cada día. Amén.

Por aquí nos gusta mucho hacer el «nichi», dar una «vuelta», darle un rollo más «social», «google», «engorilar»…

¿Alguna palabra favorita? ¿Alguna que utilicéis mucho? ¿Alguna invención extraña? ¡Seguro que sí!

Saludos sociales,

@AdalbertoPC



Fatal error: Uncaught wfWAFStorageFileException: Unable to save temporary file for atomic writing. in /usr/home/rolsocial.com/web/blog/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php:29 Stack trace: #0 /usr/home/rolsocial.com/web/blog/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php(567): wfWAFStorageFile::atomicFilePutContents('/usr/home/rolso...', 'saveConfig() #2 {main} thrown in /usr/home/rolsocial.com/web/blog/wp-content/plugins/wordfence/vendor/wordfence/wf-waf/src/lib/storage/file.php on line 29